CHILPANCINGO, Gro., 13 de julio de 2014.-El museo interactivo La Avispa, abrió al público el mariposario Ichant papalotl, cuyo nombre náhuatl significa casa de la mariposa; este mariposario cuenta con doce especies de mariposas que son considerados por los biólogos como bioindicadores, que señalan cómo se encuentra el ambiente donde viven, y una baja presencia de mariposas indica un ambiente perturbado por agentes externos.

Según un comunicado de prensa, la inauguración estuvo a cargo de la directora del museo Eloísa Maciel Oregón, acompañada por el subsecretario de Desarrollo Social, Alberto Catalán Batista; Pablo Alberto González Villalva, de la Semaren, y el diputado Antonio Gaspar Beltrán, quien gestionó la instalación del proyecto.

La funcionaria resaltó que este mariposario es el primero que se crea en el estado y de los pocos que existen a nivel nacional; “con este proyecto ofrecemos a los guerrerenses, sobre todo a los niños, una visión y conciencia de la importancia del respeto a todos los seres vivos, aún a los insectos porque todos cumplen una función determinada en el ciclo de la vida, la reproducción de especies y la conservación del medio ambiente”, dijo la directora Maciel Oregón en el discurso inaugural.

La funcionaria explicó que en este mariposario se reproducen doce de las especies nativas de Guerrero, y además de describir algunas de sus características, se explica que para la crianza de mariposas es necesario tener conocimientos sobre las especies y las plantas donde las mariposas depositan sus huevecillos.

Las mariposas son insectos diversos, encontradas en muchos colores y tamaños. En todo el mundo, hay más de 28.000 especies de mariposas, con alrededor de un 😯 por ciento encontradas en regiones tropicales.

Las mariposas cumplen un rol vital en el ecosistema, actuando como polinizadoras, fuentes de alimento e indicadoras del bienestar del ecosistema.

Dijo que tienen como objetivo convertirse en un espacio importante en el estado sobre la enseñanza del cuidado de la mariposa, y ayudar a la conservación de las mismas, a través de la educación ambiental a estudiantes, de todos los niveles educativos; sensibilizar a la población en general sobre la importancia de las mariposas en la vida, ofrecer a los niños una nueva forma de aprender de manera divertida y ser un espacio en el que se podrá realizar investigación.

El Mariposario es un espacio de más de 100 metros cuadrados donde se encuentran distintas especies de mariposas, como son la mariposa blanca, ojo búho, rayadas, amarillas y bicolor entre otras, y también contará con una amplia diversidad de flores para ser un lugar apropiado para la exhibición y conservación de diferentes especies de mariposas.