CHILPANCINGO, Gro., 27 de marzo de 2015.- El líder de la Coordinadora Estatal de los Transportistas Independientes del Estado de Guerrero (CETIG), acusó a integrantes de la Coalición de Servidores del Transporte del Estado de Guerrero (COSTEG) de haberles retenido una urvan este viernes así como al chofer de la misma.

 

Poco después de las 12 de este viernes Juan Mendoza Tapia en conferencia de prensa acusó a la COSTEG de haberles retenido una combi con su chofer al sur de la ciudad.

 

El dirigente resaltó que al haberles “madrugado” en esa ruta ha sido lo que desató la molestia de las demás organizaciones, “la calle no es de ellos”, recalcó.

 

Sobre la situación de este jueves con respecto a la presunta participación del Frente Unido por la Seguridad y el Desarrollo del Estado de Guerrero (FUSDEG) en la detención de 2 choferes adheridos a la CETIG comentó que “el FUSDEG dijo que ellos no actuaron en ese modo, que fueron sus elementos pero en calidad de choferes y civiles, no como policías comunitarios, además nos aseguraron que serian reeducados”.

 

Dijo que en primer instancia, Salvador Alanis deslindó al FUSDEG de que ellos hubieran incendiado la urvan diciendo que fueron miembros del crimen organizado.

 

Tapia por su parte dijo que podía ser posible que estas personas estén coludidas con el crimen organizado pero que no se podía decir algo en ese sentido sin fundamentos.

 

En el sentido de la nueva retención de la urvan al sur de la ciudad, Juan Mendoza Tapia, se vio tentado en ir con sus seguidores a recuperar su unidad, pero al medir que eso podría desencadenar en una tragedia decidieron no hacerlo.

 

 

Como medida de presión decidieron actuar del mismo modo y retuvieron a dos trabajadores de la COSTEG, presuntamente con los que negociaran la entrega de su unidad.

 

Aunque se desconoce si el conductor de la CETIG está retenido, al menos la combi si, y fue custodiada por cerca de 50 trabajadores del volante de esa organización para impedir algún tipo de rescate de las mismas.

 

El dirigente responsabilizó a Juan Larequi Radilla por su falta de atención en esta problemática y lamentó que esto sea así, pues si se da algún choque entre los choferes y pasa algo grave, será el titular de la Dirección General de Transportes sobe quien recaerá la responsabilidad.