ACAPULCO, Gro., 30 de mayo de 2016.- Ante el presidente Enrique Peña Nieto, el gobernador Héctor Astudillo le agradeció el apoyo que ha brindado al estado y destacó la participación del Ejército y la Marina “en estos momentos difíciles que vive Guerrero” y afirmó que para lograr la gobernabilidad se debe caminar en dos rieles: mejorar la seguridad y combatir la pobreza.

En su intervención durante el acto en el que se dio a conocer la ampliación de comedores comunitarios en el poblado de Tres Palos en Acapulco, Astudillo señaló que “nuestros principales enemigos a vencer son la inseguridad, la pobreza y la marginación”.

Luego de los cuáles agradeció a las secretarías de la Defensa Nacional y de Marina “su solidaridad con Acapulco y con Guerrero”.

Destacó que con el apoyo presidencial se aumentan de mil a mil 200 los comedores comunitarios, se construirán 9 mil cuartos adicionales en viviendas de bajos recursos económicos, se pondrá en marcha un hospital de tercer nivel en Acapulco y se inaugurará el puente de Lomas de Chapultepec en el Río Papagayo.

“La ruta para la gobernabilidad en Guerrero es que el gobierno camine en dos rieles, el primero es continuar trabajando para mejorar la seguridad de los guerrerenses, el segundo combatir la pobreza y marginación”, dijo.

También se refirió a que se prepara la realización el próximo año del Tianguis Turístico y dijo a Peña Nieto “usted cumplió su palabra y nos prepararemos para tener el mejor tianguis”.

Astudillo subrayó que esta es la visita número 31 a Guerrero de Enrique Peña Nieto desde que es presidente y que se recuerda su apoyo durante la contingencia por el huracán Ingrid y la tormenta Manuel en 2013.

“Tiene usted en Guerrero aliados que le reconocemos su trabajo y entrega por México su visita nos fortalece y una vez más nos demuestra su solidaridad con Guerrero”, dijo finalmente el gobernador.