CHILPANCINGO, Gro. 11 de octubre de 2014.- El gobernador de Guerrero, Ángel Aguirre, confirmó que algunos de los cuerpos calcinados encontrados en las fosas de Iguala no corresponden con la identidad de los normalistas desaparecidos de escuela rural Raúl Isidro Burgos.

En conferencia de prensa el jefe del Ejecutivo local mencionó que los avances en las investigaciones le permiten adelantar que los cadáveres corresponden a otras personas.

No importa si me quedo o me voy, el compromiso y el objetivo principal será el de hallar a estos jóvenes, así como el compromiso de mi gabinete para toda la gente afectada.

Les puedo afirmar que con base a los análisis que ya tenemos, que algunos restos encontrados en estas fosas no pertenecen a los normalistas”, dijo Aguirre.

El gobernador anunció que en la próximas horas se darán a conocer nuevas detenciones de parte de la Procuraduría General de Justicia del Estado así como de la Procuraduría General de la República.