CHILPANCINGO, Gro., 13 de noviembre de 2013.- La secretaria de Educación en Guerrero, Silvia Romero Suárez, aseguró que la dependencia analiza el posible despido de 518 maestros de educación básica que mantienen un paro laboral desde hace varias semanas en escuelas de municipios de la región Costa Chica, inconformes por la reforma Constitucional en materia educativa.

Aseguró la titular de la dependencia en el portal Pueblo Guerrero que los maestros inconformes se han resistido a los llamados de la secretaria para regresar a las aulas, razón por la que se han tomado medidas como retener sus salarios.

Declaró uno de sus líderes en el estado, Minervino Morán Hernández, que la movilización obedece a que los efectos de la reforma Constitucional en materia educativa son adversos para sus derechos laborales.