CHILPANCINGO, Gro.,10 de febrero de 2015.- El gobernador de Guerrero, Rogelio Ortega, aseguró que el anticipo que la Secretaría de Hacienda y Crédito Público le ha dado al gobierno, tendrán para pagar la primera y segunda quincena de febrero al magisterio guerrerense, por lo que espera no se genere una situación de incertidumbre tanto laboral como salarial entre los docentes y administrativos.

Afirmó que son 12 mil 600 las plazas que están en la situación de falta de pago, pero suenan mucho porque son plazas por horas, lo que se reduce en personas a 7 mil, y el monto asciende a 60 millones de pesos mensuales, pero no se ha logrado concluir el pago a todo el magisterio.

Dijo que el problema principal fue la aprobación de plazas sin el reconocimiento de la Federación, situación que se viene acumulando desde el gobierno de René Juárez. “Antes se pagaba con la retención de recursos del Fovissste,del Issste, del ISR, y de esa forma el gobierno subsanaba y cada año tenía que hacer una negociación con la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, pero este año Hacienda retuvo directamente el recurso.

Dijo que a lo largo de los años sólo se le han dado paliativos al problema, pero ahora es el momento de darle una solución definitiva.

El mandatario aseguró que ya ha habido procesos de conciliación, y previendo esta situación a finales del año plantearon en Hacienda, donde les dieron una ruta de solución inmediata que es la que han estado trabajando consistente en el anticipo de las participaciones pero con el cobro del 3 por ciento de intereses, pero esto no resuelve la situación de manera definitiva, sino que “le genera un boquete al Estado de unos 30 millones de pesos que estaría reteniendo Hacienda para finales de este año”.

Ortega Martínez aseguró que el interés que cobra Hacienda sí afectará ya que ese dinero ya estaba etiquetado para obras, infraestructura y equipamiento, “si se nos reduce, pero la ruta en que vamos a ir es conciliar para que Hacienda nos reconozca el techo presupuestal”.