CHILPANCINGO, Gro., 12 de marzo de 2015.- El presidente del PRD en Guerrero, Celestino Cesáreo Guzmán, condenó el asesinato de Aidé Nava González, precandidata del sol azteca a la alcaldía de Ahuacuotzingo.
Cesáreo Guzmán aseguró que el rapto, tortura y decapitación de la perredista es “una amenaza” de la delincuencia organizada contra los aspirantes apuestos de representación popular.
Dijo que la amenaza consta en la manta que los criminales dejaron junto al cuerpo de aidé, con un mensaje de advertencia que eso le pasará a todos los políticos “que no se quieran alinear”.
A pesar del hecho, el dirigente perredista dijo que no solicitarán seguridad especial para los candidatos, ni siquiera para los de Ahuacuotzingo.
“No vamos a tomar medidas especiales ni vamos a solicitar seguridad aunque sí es necesaria, lo único que le pedimos a los candidatos es que anden con cuidado, que tomen sus precauciones”, detalló.
Argumentó que los perredistas tendrán que “correr los mismos riesgos” que enfrenta a diario cualquier guerrerense.
Respecto al asesinato de la precandidata a la alcaldía de Ahuacuotzingo, dijo que espera que la Fiscalía General del Estado (FGE) “de verdad haga su trabajo” y dé con los responsables del crimen.