ACAPULCO, Gro., 28 de marzo de 2016.- La delegada del Instituto del Fondo Nacional para el Consumo de los Trabajadores (Fonacot) en Guerrero, Laura Mónica García Conde señaló que de las más de 12 mil empresas que hay en el estado, más de nueve mil siguen sin afiliarse a pesar de que es una prestación obligatoria y gratuita.

En conferencia de prensa encabezada por el delegado federal de la Secretaría de Trabajo y Previsión Social Fermín Alvarado Arroyo, la funcionaria destacó que a pesar de las inspecciones y exhortos que esta última dependencia realiza, el desconocimiento sigue siendo el principal factor por el cual el directivo no afilia a sus trabajadores.

 De acuerdo con Fermín Alvarado en caso de que alguna empresa se niegue a brindar esta prestación de ley que desde 2012 entró en vigor, se puede sancionar al jefe con sanciones económicas que van desde los tres mil 500 hasta los 35 mil pesos por empleado que no cuente con el beneficio.

Ambos funcionarios coincidieron en que la mayoría de los hoteles del puerto de Acapulco los trabajadores están acreditados.

La delegada del Instituto Fonacot, informó también que durante 2015 y lo que va de 2016 se han afiliado 10 mil 231 trabajadores y se prestaron 150 millones pesos.