CHILPANCINGO, Gro., 28 de enero del 2015.- Dos marchas en la capital de Guerrero, ocasionaron un terrible tráfico vial en las calles y lograron que decenas de automovilistas, queden literalmente “varados”.
Una de las movilizaciones estuvo a cargo del Sindicato Único de Servidores Públicos del Estado de Guerrero (SUSPEG) quienes piden el pago de aguinaldo y otras prestaciones.
Esta movilización recorrió la lateral del boulevard de Chilpancingo hasta llegar al Palacio de Gobierno en donde tras permanecer por casi una hora, fueron atendidos por autoridades de finanzas con el fin de resolver la demanda.

De igual manera integrantes del Sindicato Único de Trabajadores del Colegio de Bachilleres (SUTCOBACH), marcharon por las avenidas “Ignacio Ramírez”, “Alemán” y “Lázaro Cárdenas” hasta en el centro de Chilpancingo.

“La huelga del sindicato está anunciada para el próximo 1 de febrero y si no se atienden temas que presentamos a las autoridades, será inminente el estallido de la huelga”, anunció Alfredo Ramírez, secretario general del sindicato.

La movilización, aglutinó a cerca de 300 trabajadores de Bachilleres de todo el estado y lamentaron que a pesar de los anuncios, no hayan tenido aún ninguna respuesta por parte de las autoridades educativas ni estatales.

“No nos hacen caso y nos orillan a salir a las calles a protestar en búsqueda de acercamientos”, manifestó Alfredo Ramírez.

Esta última marcha, culminó en las oficinas de la Secretaría de Educación Pública (SEP) en donde hicieron un llamado a estas autoridades para atender las demandas relacionadas con el rubro educativo.

Cabe señalar que los automovilistas, se quedaron al menos dos horas sin rutas alternas para salir debido a que las manifestaciones se realizaron de manera simultánea y afectaron las principales vialidades de la capital de Guerrero.