MÉXICO, DF., 2 de mayo de 2015.- Nuggets de carne podrida en Japón; restos de dientes humanos y trozos de plástico en otros alimentos. Incluso gusanos en una McPollo de Florida. ¿Quién resiste a tantos escándalos? Ni McDonald’s, el imperio de comida chatarra que en algún tiempo representó el “estilo americano de vida”.

Así lo publicó esta mañana el portal de Sinembargo, quien documenta que hace una semana, la cadena de comida rápida anunció que sus beneficios netos del primer trimestre de este año alcanzaron los 811.5 millones de dólares, 33 por ciento menos que lo obtenido en el mismo período del año pasado.

McDonald’s mismo dijo que entre enero y marzo su beneficio neto por acción fue de 0.84 dólares, mientras que en el primer trimestre del 2014 fue de 1.21 dólares.

El presidente de la compañía, Steve Easterbrook, anunció, casi de inmediato, que el 4 de mayo próximo se darán los detalles iniciales de un “giro radical” para mejorar el desempeño de la firma. Algunos creen que deberá empezar con el menú, que muchos consideran una basura.

Otros dicen que el ajuste será simplemente financiero porque la empresa, con una fuerte exposición internacional, ha sufrido los efectos de un alto valor del dólar, muy próximo a la paridad con el euro.

Sigue la nota en http://www.sinembargo.mx/02-05-2015/1329163