CHILPANCINGO, Gro., 14 de noviembre de 2013.-  La marcha encabezada por los estudiantes de la normal rural de Ayotzinapa llegó al Congreso de Guerrero.

Los manifestantes colgaron mantas en el cerco perimetral del recinto legislativo. Algunos saltaron la barda de acceso y realizaron pintas en paredes y ventanas.

“12 de diciembre no se olvida”, “Justicia para Ayotzinapa”, “Gabriel y Alexis viven”, rezan algunas de las pintas, en referencia al desalojo de la autopista del Sol, ocurrido el 12 de diciembre del 2011, cuando las fuerzas de seguridad dispararon contra los estudiantes, dejando el saldo de dos muertos. El crimen sigue impune.

En la movilización también participan unos cien elementos de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias (CRAC-PC) de Tixtla.

Los policías comunitarios exigen la liberación inmediata de su promotor, Gonzálo Molina González, detenido bajo los supuestos cargos de terrorismo, daños y privación de la libertad personal.