CHILPANCINGO, Gro., 09 de diciembre de 2013.- El gobernador de Guerrero, Ángel Aguirre Rivero, dijo que desconocía el hallazgo de ocho cuerpos decapitados en el municipio de Teloloapan.

El día jueves un grupo armado privó de su libertad a 11 integrantes de una familia de este municipio. Al día siguiente se localizaron en la carretera a Ixcateopan los cadáveres de ocho personas decapitadas, entre ellos dos mujeres y una niña de ocho años.

El sábado se confirmó que los ocho cuerpos pertenecían a los familiares levantados.

Por el momento, tres de los integrantes de la familia aún están desaparecidos, el gobernador  negó tener conocimiento sobre el caso.