ACAPULCO, Gro., 28 de mayo de 2016.- Efectivos de la división de Gendarmería de la Policía Federal evitaron que una familia fuera víctima de un secuestro virtual en el puerto.

De acuerdo con un boletín, los padres de un joven de 19 años alertaron a los federales que a través de llamadas telefónicas les informaron que su hijo había sido secuestrado y que les pedían una suma inicial de 100 mil pesos, reducida posteriormente a 30 mil, para liberarlo.

Inmediatamente, los agentes realizaron el monitoreo técnico del número de teléfono celular de la víctima así como el de sus presuntos secuestradores, y detectaron que se trataba de un secuestro virtual, por lo que montaron un operativo de búsqueda y localización del joven.

Derivado de dichas labores de inteligencia, los uniformados hallaron al joven sano y salvo en casa de su abuela.

Posteriormente se avisó a la familia del afectado, quienes se presentaron a identificarlo y llevarlo a su domicilio.