ACAPULCO, Gro., 5 de noviembre de 2015.- Se detectó una zona importante para la explotación minera en el estado y ésta traerá como consecuencia un detonante económico para Guerrero, el cual en los últimos años dependía principalmente del sector turismo, informó el secretario de Desarrollo Económico en Guerrero, Abel Arredondo Aburto.

Previo a la instalación del clúster minero en Guerrero, el funcionario estatal explicó que actualmente la entidad se ubica en el sexto lugar a nivel nacional y con las inversiones que se tienen hasta el momento se espera avanzar al tercero en los próximos cuatro años.

“Esta rama de la economía no se había detonado en la entidad por razones de inseguridad, de falta de conocimiento también de parte de la población, las bondades de gran detonación que junto con el turismo que es la característica de Guerrero, puedan empujar la entidad a otros niveles de desarrollo. Lo novedoso de esto es que los estados insignes de la minería del centro del país y del norte, solo ha sido Zacatecas, Durango y Guerrero estaba en los últimos lugares. Pero se ha detectado “un cinturón de riqueza minera en el estado impresionante” dijo en entrevista con los reporteros.

Entre los municipios que conforman dicho cinturón están: Zumpango, Arcelia, Petatlán, La Unión, Coyuca de Catalán, Atenango del Río, Tetipac y otro más de la región de la Sierra.

“Ese cinturón puede detonar la economía de la entidad inclusive puede detonar la economía de la entidad. Estamos hablando de una cantidad en este año que estamos a un mes y medio de terminar, de 60 millones de pesos que se pueden distribuir en esa región” detalló.

En cuanto a la inseguridad y los hechos violentos que se han presentado en esos municipios, Arredondo Aburto, aseguró que se con “responsabilidad y determinación” se está atendiendo el problema de inseguridad en los municipios que conforman la zona a explotar.

Por su parte el director general de Desarrollo Minero de la Secretaría de Economía, Juan José Camacho, expresó que los empresarios están dispuestos a invertir si tienen la posibilidad de hacer negocio y destacó que con los impuestos percibidos por la explotación de los recursos naturales, se permitirá la generación de más recursos enfocados al desarrollo social, como es la obra pública y es por eso que los movimientos y organizaciones sociales que se oponen a este tipo de proyectos deben sentarse a platicar, para que entiendan los beneficios.

“Yo lo que quiero decir es que se tiene que haber pláticas entre la gente, los dueños de las tierras, los concesionarios y esas organizaciones, porque seguramente habrá beneficios que valgan la pena y otros que no valgan la pena” puntualizó.