ACAPULCO, Gro., 31 de mayo de 2016.- Maestros pertenecientes a la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación de Guerrero (CETEG) marcharon sobre el bulevar de las Naciones en la zona Diamante del puerto.
Aproximadamente 500 docentes salieron del restaurante Burger King rumbo a las instalaciones del Poder Judicial de la Federación donde entregaron un amparo colectivo para no ser cesados por no presentarse a la evaluación docente.
En entrevista posterior a la marcha, el dirigente de la Comisión Política de la CETEG, Walter Emanuel Añorve, dijo que dicho amparo protege “a más de 500 maestros de los distintos niveles” por lo que esperan que representantes del poder judicial los atiendan.
Así también aseguró que “el magisterio está más unido que nunca” y anunció que el próximo viernes realizarán movilizaciones en Acapulco con apoyo de los padres de familia.