TLAXCALA, Tlaxcala, 15 de junio de 2015.- El Ombudsperson nacional, Luis Raúl González, exhortó a gobiernos y congresos estatales para que adecúen sus legislaciones en armonía con estándares internacionales, con el fin de quitar trabas en el caso de las uniones y matrimonios entre personas del mismo sexo.

Entrevistado en el marco del encuentro con organizaciones no gubernamentales de Tlaxcala, González señaló que la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) está de acuerdo con la Suprema Corte de Justicia de la Nación en cuanto a su determinación sobre las acciones de inconstitucionalidad que fueron interpuestas contra normas que prohíben ese tipo de uniones en varias entidades del país.

Indicó que la CNDH está en favor de la pluralidad y la diversidad y que, más allá del número de quejas por este tipo de casos, lo importante es eliminar del marco normativo todo lo que afecte los derechos humanos de las personas por su preferencia sexual.

Recordó que el artículo primero constitucional es muy claro al señalar que no se debe discriminar a las personas por diversas razones, entre ellas la preferencia sexual; además que está basado en el principio pro persona, que significa que se aplicará la legislación nacional o internacional que mejor beneficie al ciudadano.

González Pérez sostuvo que estigmatizar a un grupo por su orientación sexual y por llevar a cabo prácticas que no son ilegales, atenta contra la dignidad humana.

Sigue la nota en Quadratín México