MÉXICO, DF.,  4 de noviembre de 2015.- Integrantes del Equipo Argentino de Expertos Independientes (EAAF) y de la Procuraduría General de la República (PGR) exhumaron el cuerpo del normalista Julio César Mondragón Fontes la mañana de este miércoles y será analizado en Coordinación General de Servicios Periciales de la dependencia.

A través de un comunicado, la familia de la víctima dejó claro que la exhumación forma parte de su demanda de justicia, ya que además no hay personas detenidas por su muerte, publicó Quadratín México.

“Lo decimos claro: no es una iniciativa de la Procuraduría General de la República (PGR) ni de ninguna otra instancia oficial, sino de la familia de Julio, quienes acompañamos el caso y toda la sociedad que ha luchado desde hace más de un año”, se lee en el documento.

De acuerdo con las investigaciones, militares encontraron el cuerpo del normalista de Ayotzinapa sin vida y con el rostro desollado la mañana siguiente de los hechos del 26 de septiembre de 2014 en Iguala, Guerrero. Las primeras autopsias, realizadas en aquel municipio guerrerense, señalaron que fue la fauna del lugar la que le desprendió el rostro al joven de 22 años, versión que no convence a la familia.

La exhumación, de acuerdo con el comunicado, que inició hacia las 10:00 horas en el panteón de San Miguel Tecomatlán, municipio de Tenancingo, Estado de México, participaron siete peritos del EAAF y 15 de la PGR, y estuvieron presentes integrantes del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI).

En total serán 22 peritos los que participarán en la exhumación.

Sigue la nota aquí.