CHILPANCINGO, Gro., 30 de julio de 2014.- El gobernador de Guerrero, Ángel Aguirre Rivero dijo que está en la disposición de firmar los documentos para el traslado de la coordinadora de la Policía Comunitaria de Olinalá, Nestora Salgado García, de la cárcel de máxima seguridad donde se encuentra en Nayarit, a una cárcel del Distrito Federal.

Según lo publicado en El Sur, este martes el gobernador y el secretario de Economía, Ildefonso Guajardo Villarreal, entregaron créditos para proyectos productivos a jóvenes y mujeres en un salón del centro de convenciones Mundo Imperial de Acapulco.

Se le preguntó al gobernador sobre la detención de tres integrantes del Cecop, que se suman a la detención de Marco Antonio Suástegui, y dijo que la información la ampliaría el procurador Iñaky Blanco.

Sólo dijo que no hay un fondo político en el encarcelamiento de esas tres personas.

El lunes por la tarde fueron detenidos Maximino Solís Valeriano, Emilio Hernández Solís y Julio Ventura Ascencio, acusados del delito de homicidio en grado de tentativa y lesiones contra Domingo Bailón Dorantes, Teodora Valeriano Marcos, Juana Bailón Dorantes y Deyanira Bailón Valeriano.

“La detención de los compañeros de La Parota no tiene ningún fondo político, hay denuncias que se presentaron y el procurador les puede ampliar con mucho gusto la información”, dijo Aguirre Rivero.

Por otra parte, el gobernador dijo que “con mucho gusto” firmará los documentos para que la coordinadora de la Policía Comunitaria en Olinalá, Nestora Salgado García, sea trasladada de Nayarit a una cárcel del Distrito Federal.

“Con relación a la compañera Nestora, no tengo ningún inconveniente, con mucho gusto firmaré el oficio para que se dé su traslado a la ciudad de México como lo ha venido pidiendo esta comisión de diputados”, dijo.
El pasado lunes, el esposo de Nestora Salgado denunció que autoridades penitenciarias y judiciales del estado se niegan a firmar los oficios para concretar el traslado de Nestora Salgado de una cárcel de Nayarit donde esta recluida desde agosto del año pasado, a otra en el Distrito Federal para que tenga una defensa apropiada y cercanía con sus familiares.

De las acusaciones que hizo el diputado federal perredista Roberto López Suárez contra el procurador Iñaky Blanco Cabrera, Aguirre Rivero dijo que el procurador siempre se ha conducido “con estricto apego a derecho y así habrá de seguirse conduciendo, ustedes saben que ahí no pueden sobreponerse ningún tipo de negociación que no esté sujeta a los preceptos legales de nuestro estado”.

El pasado lunes, el diputado federal Roberto López acusó al procurador de actuar con dolo y fabricar pruebas y testigos contra Nestora Salgado y los otros presos de la CRAC.

Sobre la tregua que el dirigente estatal de Grupo Guerrero, David Jiménez Rumbo, dijo que pactó con él, Aguirre Rivero dijo que los pleitos en el PRD a nadie le convienen.

El gobernador no quiso abundar en el tema y sólo dijo que “los pleitos no son buenos, a nadie le convienen y qué bueno que el diálogo sea el camino para poder encontrar la concordia”.

Durante dos semanas el dirigente estatal de Grupo Guerrero acusó al hijo del gobernador, el diputado local Ángel Aguirre Herrera, de que mediante el DIF del estado se impulsa su candidatura a alcalde de Acapulco, y el gobernador ha negado las acusaciones y ha pedido que si tiene pruebas las presente ante las instancias que correspondan.