MÉXICO, DF., 26 de diciembre de 2013.- De acuerdo con el reporte de la Inclusión Financiera, elaborado por el Consejo Nacional Bancario de Valores (CNBV) que se realiza por quinto año consecutivo, los estados que cuentan con menos cajeros son Guerrero, Oaxaca y Michoacán, con dos cajeros por cada 10 mil personas.

De acuerdo con el reporte la media nacional que es de cuatro cajeros por cada 10 mil adultos.

El Distrito Federal encabeza la lista, pues cuenta con seis mil 148 cajeros, lo que se traduce en 11 cajeros por cada 10 mil adultos.

Para la CNBV, la penetración de los cajeros para que los usuarios de servicios financieros retiren efectivo o realicen algún trámite ha tomado fuerza, pues a nivel nacional desde el 2009 al 2012 el aumento representó 6.5%, al pasar de 33 mil 801 cajeros en 2009, a 40 mil 770 para el 2012.

Rafael del Moral González, delegado de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), señaló que actualmente la tendencia es que por persona se manejen tres tarjetas bancarias, por lo que el crecimiento de los cajeros, sobretodo en un lugar turístico, es primordial.