TAXCO, Gro., 16 de marzo de 2015. El presidente del Comité Ejecutivo Nacional del PAN, Gustavo Madero Muñoz, aseguró que la población de Guerrero está “frustrada, cansada y enojada” por la corrupción, impunidad e inseguridad que han prevalecido en los gobiernos locales encabezados por el PRI y el PRD.

 

El dirigente nacional del PAN visitó el municipio de Taxco, en el estado de Guerrero, para respaldar un acto público de Jorge Camacho Peñaloza, candidato a la gubernatura.

 

En entrevista, lamentó la crisis política, económica, social y de inseguridad que prevalece en la entidad, donde han existido alternancias de gobierno entre el PRI y el PRD.

 

Madero Muñoz hizo referencia a los actos de corrupción recién develados en la entidad, que involucran a familiares y miembros del gabinete de Ángel Aguirre Rivero, el gobernador perredista que se vio obligado a solicitar licencia para separarse del cargo tras la desaparición forzada de 43 estudiantes de la normal rural de Ayotzinapa.

 

“Es muy preocupante, la gente ya está cansada y debe de poner un hasta aquí, no permitir que siga existiendo la impunidad”, expresó.

 

Dijo que Guerrero es “un estado de emergencia nacional”, por la gravedad de los problemas que enfrenta y por las condiciones de inseguridad y caos con las que enfrentará el próximo proceso electoral del 7 de junio, en el que se renovarán alcaldías, legislaturas locales y federales y gobernador.

 

En ese contexto, el dirigente del PAN lamentó el rapto, tortura y asesinato de Aidé Nava Gonzáles, precandidata del PRD a la alcaldía de Ahuacuotzingo, municipio ubicado en la región Centro de Guerrero.

 

“Este es un estado que le preocupa a todos los mexicanos y estos hechos confirman que la situación en Guerrero, lejos de solucionarse, se agravó”, recriminó.

 

Por ello, dijo que las instituciones deben de actuar con responsabilidad y garantizar las condiciones de seguridad a los candidatos y electores, para que se realice el proceso electoral.

 

Madero Muñoz también habló sobre el asesinato de seis personas y la desaparición de 43 estudiantes de la Escuela Normal Rural de Ayotzinapa, el 26 de septiembre de 2014 en Iguala, hecho perpetrado por el grupo delictivo Guerreros Unidos, en coordinación con policías municipales coludidos.

 

El presidente nacional del PAN rechazó los resultados de las investigaciones realizadas por la Procuraduría General de la República (PGR), que concluyeron que los 43 jóvenes fueron asesinados, incinerados en el basurero de Cocula y sus restos arrojados al río.

 

“Está lejos de considerarse una verdad histórica algo que ni siquiera es una verdad jurídica, pero hemos de ser todavía muy respetuosos y prudentes para que esto se concluya y se pueda dar respuesta a los reclamos de familiares y amigos de las victimas”, sostuvo.