MÉXICO, DF, 13 de febrero de 2015.- La intervención de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIH), marca un hecho histórico para México, al convertirse en un punto de inflexión para incidir en las políticas publicas de los casos de desaparición forzada en el país, destacó Mario Patrón, director del Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez.

Una nota de MVS da cuenta de que en marzo próximo llegarán a México los expertos de la CIDH, quienes trabajarán por lo menos seis meses en el país, a fin de realizar una investigación sobre el caso Ayotzinapa, dentro de la cual podrán revisar expedientes, entrevistar a quienes deseen, asistir al lugar donde se dieron los hechos, asistir a juicios  y están obligados a rendir dos informes públicos.

El acuerdo de cooperación técnica entre México y la CIDH tiene una traducción vinculatoria que obliga al Estado a mejorar los principios de Derechos Humanos acatando las recomendaciones que de dicha investigación se emita, “ya que sería muy contradictorio que tras un acuerdo de cooperación internacional no se acaten las encomiendas formuladas”.

 

La nota completa en MVS Noticias