CHILPANCINGO, Gro., 23 de febrero de 2015.- El secretario de Economía del estado de Guerrero, Enrique Castro Soto, justificó la acción que se llevó a cabo el fin de semana pasado, de intercambiar a dos empleados de la empresa Femsa Coca-Cola por tres normalistas que fueron detenidos acusados de haber robado mercancía de la empresa refresquera; al decir que se trató de una acción a la que tuvo que incurrir el gobierno estatal, a fin de salvaguardar a estas dos personas q fueron retenidas, “fue una decisión que el gobernador tomó para que no se ampliara el problema”, aseguró.

Entrevistado por Radio Fórmula, el funcionario estatal dijo que el gobierno ha tendido puentes de diálogo con los grupos de manifestantes, a fin de que se brinde seguridad a los guerrerenses y en particular a quienes invierten en el estado. “Más allá de afectar intereses económicos de empresas, no estamos de acuerdo en el tema de atentar contra la integridad física de los trabajadores de las compañías”, dijo.

El funcionario estatal dijo que ejemplo de los resultados del diálogo, es que durante las vacaciones de diciembre se vieron menos tomas de casetas.

Dijo que continuarán con el diálogo, pero también se van a tomar las medidas conducentes para actuar en consecuencia de ser necesario, siempre en coordinación con las instancias de gobierno federal.

El secretario de Economía aseguró que a pesar de esa situación de tensión que se vive en la entidad, Guerrero sigue registrando buenos niveles de crecimiento económico, lo que motiva a continuar trabajando de manera coordinada.

Yo diría que las empresas pueden continuar trabajando, hay garantías de seguridad, por ejemplo el sector minero ha tenido un repunte importante, también en el ámbito empresarial en el puerto de Acapulco y Chilpancingo”, concluyó.