MÉXICO, DF, 7 de octubre de 2014.- Con un solemne minuto de silencio arrancó la sesión de este martes en el Senado de la República. Tras el luto, grave, menos protocolario y más genuino, los senadores se pusieron a trabajar. Unos más que otros. El Niño Verde conversaba con Gabriela Cuevas, mientras Layda Sansores intercambiaba puntos de vista con Manuel Bartlett. A su vez, la panista Mariana Gómez del Campo hacía gala de su vehemencia para convencer a sus colegas.