ACAPULCO, Gro., 1 de enero de 2016.- El reto de Guerrero para el presente año es la construcción de la paz, dijo el gobernador del estado Héctor Astudillo Flores.

Entrevistado después de una misa oficiada por el arzobispo de Acapulco, Carlos Garfias Merlos en la capilla del Señor de la Misericordia, en la Colonia Parque Ecológico de Viveristas, el mandatario estatal afirmó que el principal reto de los guerrerenses es “volver a la normalidad”.

Astudillo Flores reiteró que Guerrero es un estado de “contrastes”, por lo que reconoció que existen asuntos preocupantes y delicados y recalcó la necesidad de la paz para el progreso y la generación de empleo.

El mandatario consideró también que lo que le urge al estado es tener mayor justicia y menos pobreza.

A pregunta expresa sobre la violencia en diferentes puntos del estado como Iguala y Chilpancingo en la víspera del año nuevo, el gobernador respondió que se trata de un asunto que dijo, será “muy complicado” que se resuelva de la noche a la mañana pero aseguró que en los últimos días ha habido menos hechos violentos, lo que reconoció, no es consuelo.

En este sentido, Astudillo Flores afirmó que el año cerró con menos violencia y dijo esperar que así siga, además celebró la ocupación hotelera de los destinos del llamado Triángulo del Sol.

Por otro lado, del auto de formal prisión contra el ex alcalde de Cocula, César Miguel Peñaloza Santana como probable responsable en la comisión del delito de Delincuencia Organizada, el mandatario dijo entender perfectamente todo lo que resuelven los tribunales y agregó que si éstos encontraron pruebas suficientes para ello, deben haber encontrado el “porqué”.

“Al final de cuentas a lo que aspiro yo como gobernador, es que Guerrero sea un estado de leyes”, declaró.

Agregó que si en este sentido está el haber aprehendido al ex presidente municipal, indicó que lo único que puede decir es que se aplique la ley de manera justa, correcta y puntual.

Aseguró que está al pendiente del tema de Ayotzinapa en el que desaparecieron 43 normalistas de la Escuela Normal Rural Raúl Isidro Burgos en Iguala en septiembre de 2014 y enfatizó que está atento para atender en la medida de sus posibilidades a dicha escuela.