CHILPANCINGO, Gro., 05 septiembre de 2014.- Nuevamente, trabajadores del gobierno del estado protestaron -el pasado jueves- de manera simultánea en las oficinas de Palacio de Gobierno, la Procuraduría General de Justicia y en el edificio Juan N. Álvarez.

Desde las ocho de la mañana de este jueves, los empleados cerraron los accesos de dichos edificios públicos en exigencia del pago de un bono anual por el día del burócrata.

Con esta suspensión del pago del bono se afectaron a más de cinco mil trabajadores en todo el estado de Guerrero Por las tomas de los edificios, cientos de personas en su mayoría de otras regiones del estado que acudieron a realizar trámites se vieron afectados, mostrando su molestia por esta acción.

En una reunión que sostuvieron con autoridades estatales se comprometieron a pagar el próximo 11 de septiembre, de acuerdo a la antigüedad de los trabajadores dicho bono, más un nueve por ciento a los trabajadores de base y supernumerarios.

Al firmar estos compromisos, los trabajadores liberaron los edificios públicos y reanudaron las labores en todas las áreas de trabajo.