CHILPANCINGO, Gro., 09 de octubre de 2014.- Maestros que montaron un plantón en el Zócalo y tomaron oficinas estatales dieron un plazo de cinco días al gobierno de Guerrero para que presente vivos a los 43 normalistas desaparecidos desde el 26 de septiembre en Iguala.

“Si el gobernador (Ángel) Aguirre tiene dignidad debe renunciar, porque para nosotros ya no es gobernador de Guerrero”, declaró Manuel Salvado Zúñiga, integrante de la dirigencia colectiva de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación de Guerrero (Ceteg), según publica Reforma.

En tanto, estudiantes de ocho escuelas normales públicas tomaron la caseta Palo Blanco de la Autopista del Sol Cuernavaca-Acapulco, donde piden una cooperación económica de 50 pesos a los conductores.

http://www.reforma.com/aplicaciones/articulo/default.aspx?id=362225&v=7