MORELIA, Mich., 27 de febrero de 2016.- Hace un año, un 27 de febrero, el país amaneció con la noticia que se mantuvo en la opinión pública por varias semanas: la captura de Servando Gómez, alias La Tuta, fundador de la banda de Los Caballeros Templarios, que por años azotó Michoacán y los estados vecinos.

Agentes de las fuerzas federales fueron los encargados de la captura del delincuente, el más buscado de México, luego de la captura de Joaquín Guzmán Loera, alias El Chapo, quien escapó nuevamente meses después.

Junto con Enrique Plancarte, alias Kike Plancarte y José Antonio González, alias El Pepe, Servando Gómez fue líder de Los Caballeros Templarios, cártel que surgió en marzo de 2011, como una escisión de la Familia Michoacana.

Después de la captura de Servando Gómez, las autoridades estatales y federales mantuvieron los monitoreos para capturar a más delincuentes; el 22 de noviembre de 2015, la Secretaría de Gobernación (Segob) informó que la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y personal militar detuvieron a José Enrique Valadez Aceves en las inmediaciones del poblado Quiringuicharo, municipio de Ecuandureo, y quien es responsable de las actividades delincuenciales en los estados de Jalisco y Michoacán.

Sigue la nota aquí.