ACAPULCO, Gro., 17 de diciembre de 2015.- Lizmark, luchador oaxaqueño que radicó por muchos años en el puerto de Acapulco, Guerrero, falleció ayer miércoles a los 66 años de edad, de un paro cardiaco. El Geniecillo Azul como también se le conocía, murió en la misma fecha que otro grande de la lucha libre mexicana, Blue Demon (Demonio Azul) quien partió de la arena el 16 de diciembre pero del año 2000.

Lizmark tuvo su auge entre 1980 y 1990, y durante su carrera ostentó varios campeonatos mundiales y nacionales.

Aunque era oriundo del estado de Oaxaca se avecindó por muchos años en Acapulco, donde el presidente de la Asociación de Fisiculturistas del Estado de Guerrero, Román Bello Vargas, recuerda que fue propietario de un gimnasio ubicado en la esquina de Ejido y la calle 9 de la colonia Bellavista, el cual vendió hace algunos años tras retirarse en 1999 por problemas cardiacos para irse a radicar a la Ciudad de México.

 El gladiador siempre mantuvo su verdadera identidad bajo su emblemática máscara azul con un antifaz en color gris, “todos lo conocíamos por Lizmark”, dijo Bello Vargas.

En el 2007 se supo que se apellidaba Baños porque su hijo Juan Carlos Baños, quien lucha con el nombre de Lizmark Jr., perdió la máscara, lo cual hizo pública su identidad.

El Consejo Mundial de Lucha Libre informó sobre la muerte del Geniecillo Azul este miércoles al lamentar su partida en su cuenta de Twitter.