MÉXICO, DF, 8 de mayo de 2015.- La investigadora del Instituto de Fisiología Celular de la Universidad Nacional Autónoma de México, Susana Castro, señaló que la muerte celular es un proceso dictado por los genes, natural y necesario para la subsistencia, publicó este viernes La Jornada.

A partir de una célula, en el inicio de la vida, se forman 200 tipos de células más, y a lo largo del desarrollo embrionario la aparición de unas y la muerte de otras es natural; incluso, casi la mitad de las células que se producen durante este proceso mueren al final.

Entender el desarrollo embrionario, cómo se forma un ser humano, la función que adoptan las células y cómo trabaja el cerebro, son sólo algunos de los aspectos que la doctora concentra entre sus líneas de investigación.

Sigue la nota en http://www.jornada.unam.mx/2015/05/08/ciencias/a02n1cie