MÉXICO, DF., 3 de enero de 2016.- Luego de que este sábado las autoridades de Arabia Saudita anunciaron que el jeque Nimr Baqir al-Nimr fue uno de los 47 asesinados por cargos relacionados con el terrorismo, el Secretario General de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, llamó este domingo a la calma y a la moderación.

La ONU señaló en su portal que el asesinato de un prominente clérigo chiíta y de otros presos en ese país, provocó la condena regional y protestas que incluyeron el ataque a la embajada saudita en Teherán, la capital iraní.

Ban instó a los líderes regionales a trabajar para evitar nuevas tensiones sectarias y deploró las violentas manifestaciones en contra de la representación saudita en territorio iraní.

La nota aquí.