CHILPANCINGO, Gro., 6 de diciembre de 2013.- El titular de la Secretaría de Salud (Ssa), Lázaro Mazón Alonso pidió el apoyo de las policías comunitarias y grupos de autodefensa que operan en distintas zonas de Guerrero, para proteger al personal médico de los centros de salud, el funcionario reconoció el cierre de dos centros de salud en el municipio de Teloloapan a causa de la inseguridad, violencia y acoso que sufría el personal médico por parte de la delincuencia organizada.

Dijo que no solamente en Teloloapan, sino en todo Guerrero se vive un periodo de crisis a causa del crimen organizado. Sin embargo, sólo hay dos centros de salud cerrados por esta causa, de los 940 que hay en Guerrero.

El secretario de Salud de Guerrero reconoció que la labor de seguridad que realizan los cuerpos institucionales resulta insuficiente, ya que continúa el acoso por parte de la delincuencia, en contra del personal médico, por ello, anunció que solicitará a los comisarios que las policías comunitarias, grupos de autodefensa y población en general se encarguen de brindar seguridad a doctores y enfermeras de los centros de salud instalados en las zonas de alta incidencia delictiva.

También comentó que esta será una labor auxiliar, a la que de por sí realizan los cuerpos de seguridad del municipio, el estado y la federación, agregó que solicitará al secretario general de Gobierno, Jesús Martínez Garnelo, seguridad especial en los centros de salud de las comunidades más afectadas por la delincuencia.