CHILPANCIGO, Gro., 23 de febrero de 2015.- Luego de que en la mañana de este lunes cerca de 350 habitantes de las comunidades de Mochitlán y Quechultenango, bloquearan con una marcha la carretera Chilpancingo-Colotlipa para pedir la salida de la Policía Comunitaria del Frente Unido por la Seguridad y el Desarrollo del Estado de Guerrero (FUSDEG); sostuvieron una reunión con autoridades estatales, en la que acordaron establecer una mesa de trabajo el próximo miércoles a fin de analizar la posible salida.

En la reunión se buscará contar con la presencia de representantes de la Comisión Nacional de los Derechos Humamos, así como de la Comisión de los Derechos Humanos del Estado de Guerrero (Coddehum).

Acordaron además que durante la tarde de este lunes se retirarán en compañía de visitadores de la Coddehum, para que se les garantice el paso a sus lugares de origen, pero antes van a pasar a la Fiscalía General del Estado, a entregar otro documento.

Salud Barrios, subsecretario de Desarrollo Político del estado, dijo que posiblemente la próxima semana el gobernador Rogelio Ortega, visite Quechultenango.