CHILPANCINGO, Gro., 13 de julio de 2014.- Quienes piensen que la izquierda se va a fraccionar o que el partido Movimiento Ciudadano va a resultar afectado con el registro del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), en las elecciones de 2015 están equivocados pues su inclusión no afectará la correlación de fuerzas políticas, porque se podrán concretar alianzas de facto, aseguró el dirigente estatal del MC, Adrián Wences Carrasco.

El dirigente anticipó que independientemente del avance electoral que registre Morena, Movimiento Ciudadano está trabajando en las propuestas que llevará ante el electorado en junio de 2015, pero ello no quiere decir que no estén abiertos para concretar alianzas en cada uno de los estados donde habrá elecciones y específicamente en Guerrero.

Señaló el dirigente partidista que el desafío es seleccionar a los mejores hombres y mujeres, que tengan buen perfil, reconocimiento ciudadano, trayectoria de honestidad y desde el aval de la mayoría de la militancia, para que la rentabilidad electoral sea elevada.

Wences Carrasco rechazó lo que aseguran algunos priístas, en el sentido de que la irrupción de Morena en el escenario electoral les allanará el camino hacia Casa Guerrero, apostándole a la fragmentación del electorado, lo que está muy lejos de ocurrir porque en la entidad la vocación ideológica popular es progresista y no va a volver sobre sus pasos para favorecer el regreso del viejo régimen priísta.

El riesgo verdadero advirtió sin embargo, se puede dar en la dificultad de establecer acuerdos y pactar alianzas de unidad, pero confió en que la izquierda guerrerense ya se encuentre lo suficientemente madura para dejar de lado disputas y cerrar el paso a los adversarios que aviesamente apuestan a la fragmentación del voto para ganar.