ACAPULCO, Gro., 13 de agosto de 2015.- El secretario de Desarrollo Rural (Seder), Rigoberto Acosta González informó que este fin de semana se presentará la evaluación total de daños al campo de Guerrero a causa de la sequía, información que se enviará a la Secretaría de Gobernación (Segob) federal, para solicitar la declaratoria de desastre.

En conferencia de prensa en el puerto de Acapulco, detalló que el año pasado Guerrero obtuvo una producción de 2 millones de toneladas de maíz; este año se calcula que sólo se logrará el 20 por ciento de ese total.

De acuerdo a datos preliminares, en la región Tierra Caliente se perdió cerca del 80 por ciento de la producción de maíz, de las 57 mil hectáreas que se siembran anualmente.

Dijo que esta misma situación se vive en las regiones Norte, Costa Grande y Costa Chica, por lo que advirtió una crisis de grano para consumo humano y de forraje para ganado.

El funcionario informó que el viernes se realizará una reunión en Ciudad Altamirano, municipio de Pungarabato, con el secretario general de Gobierno, David Cienfuegos Salgado; el delegado de la Segob, Erick Castro Ibarra; el delegado de la Sagarpa, Carlos Alberto Hernández Sánchez; personal de la aseguradora, ganaderos y campesinos.

En la reunión se presentará el diagnóstico total de daños causados por la sequía a los sectores agrícola y ganadero.

El secretario de Desarrollo Rural explicó que dicha información se entregará a la Secretaría de Gobernación Federal para solicitar la declaratoria de desastre.

“El propósito de la reunión es conocer la estadística real, la situación que guarda el estado en este tema y consensar, para que a partir de ahí podamos instrumentar el pedimento a la Federación, a través de la Segob, para lograr que se declare zona de desastre”, declaró.

Acosta González confió en que el gobierno federal se sensibilizará ante la crisis alimentaria, económica y social que se avecina en Guerrero.

“Hay una afectación importante y espero que haya sensibilidad suficiente del gobierno de la República para que se asigne un presupuesto suficiente, para reconocer que hay una afectación en los cultivos que se puede convertir en un tema de carácter social, en la medida que haya falta de granos y forraje y por supuesto que un problema también económico”, expresó.

Puntualizó que la sequía se ha agudizado más en municipios como Iguala, Huitzuco, Atenango, Copalillo, Pungarabato, Ajuchitlán, Arcelia, Coyuca de Catalán, Cutzamala, San Miguel Totolapan, Tlalchapa, Tlapehuala y Zirándaro.

También señaló la necesidad de rehabilitar el sistema de riego de la presa Vicente Guerrero, que opera desde finales de la década de los 70’s. Recordó que este sistema quedó afectado por las lluvias de las tormentas Ingrid y Manuel.

“En algunas partes prevalecen afectaciones de carácter importante y se requiere una rehabilitación de los canales de riego para las zonas agrícolas de Iguala, Altamirano, Coyuca de Catalán y Tlapehuala”, comentó.

En caso de lograr la Declaratoria de Desastre, dijo que se tendría que incluir la rehabilitación de los canales de riego de la presa Vicente Guerrero, para que en el próximo ciclo de siembra se puedan ser funcionales.