ACAPULCO, Gro., 6 de agosto de 2014.- El alcalde Luis Walton Aburto se reunió este martes con representantes de policías de la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Civil municipal, quienes están en plantón desde el 28 de julio para exigir respeto a sus derechos laborales durante la transición hacia el mando único de seguridad, que se inició en mayo en este puerto. El encuentro concluyó sin acuerdos y el paro sigue.

Según lo publicado por La Jornada, alrededor de 400 policías, agentes viales, rurales y preventivos se manifestaron a las 14 horas fueras de la alcaldía, en la avenida Cuauhtémoc, después de marchar desde las instalaciones de la corporación para pedir que les permitan presentar una segunda evaluación y se les otorguen liquidaciones justas, así como un bono.

El representante legal de los uniformados, Jesús Lemus Beltrán, dio a conocer que Walton Aburto les negó el pago de un bono equivalente a 4 por ciento de sus salarios retroactivo a abril pasado, y que este miércoles seguirán los despidos.