MÉXICO, DF. 30 de noviembre de 2014.- Familiares de los 43 normalistas de Ayotzinapa desaparecidos en 16 de septiembre se reunieron con la integrante de la asociación Abuelas Plaza de Mayo de Argentina, estela Carlotto, esto para hablar del caso de los jóvenes así como para brindar apoyo a quienes sufren este crimen.

Estela Carlotto, representante de Abuelas Plaza de la Mayo, afirmó que no se puede ser indiferente porque cuando alguien desaparece afecta a todos.

Carlotto, una mujer de 84 años que sufrió la desaparición de su hija y nieto durante la dictadura, dijo que en Argentina siguen muy de cerca el caso debido a que saben lo que es la incertidumbre de desconocer el paradero de un ser querido durante años.

“Los crímenes siguen ocurriendo, con Gobiernos constitucionales y elegidos por el pueblo, eso significa que no representan el resguardo de sus ciudadanos, y eso pasa en todo el mundo” dijo Carlotto quien llamó al Estado mexicano a asegurar el regreso de los jóvenes estudiantes.

En tanto, Mario César González padre de uno de los jóvenes desaparecidos criticó que reciben mejor ayuda del extranjero y no del gobierno. Afirmó que el presidente Enrique Peña Nieto no cumplió su palabra y que ya no confían en él. “No somos revoltosos, somos unos padres dolidos, nosotros no podemos solos y el gobierno no nos ayuda”, dijo.

A su vez, el normalista Omar García señaló que ellos nunca han estado solos, sino con la solidaridad de miles de personas por lo que aseguró que son capaces de lograr un cambio verdadero sin el gobierno.

Paralelamente, este domingo también tuvo lugar que la Cámara de Senadores en la provincia de Buenos Aires, Argentina, firmó una declaración donde manifiesta su repudio ante la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa, esto a dos meses de que sucedieran los hechos en Iguala, Guerrero.

El punto fue presentado por el senador Gustavo Oliva, del partido Frente por la Victoria, quien dijo que ante cualquier hecho que atente contra la vida, los políticos tienen la obligación de manifestarse en su contra, tal como ocurrió en el caso de los 43 estudiantes de la escuela normal rural “Raúl Isidro Burgos”.

“Nuestra memoria reciente no olvida el dolor que hemos vivido como pueblo, frente al accionar del terrorismo de Estado y durante la última dictadura cívico-militar argentina. La reivindicación al derecho a la vida, siempre y bajo cualquier circunstancia, han colocado a nuestro país al frente contra los crímenes de lesa humanidad”, dijo el legislador sudamericano.

Oliva agregó que se suman a la lucha de familiares, compañeros y amigos de los desaparecidos, quienes nunca han estado solos pues en México y en el mundo reciben el apoyo de miles de personas que quieren su aparición con vida de inmediato.

La declaración fue aceptada por la mayoría de los senadores quienes pidieron a las autoridades mexicanas resolver el caso lo más pronto posible.

Fuente original:
http://www.excelsior.com.mx/nacional/2014/11/30/995135