CIUDAD DE MÉXICO, 31 de mayo de 2016.- La Secretaría de Educación Pública (SEP) condena categóricamente la violencia perpetrada en Comitán de Domínguez por integrantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) y de algunas de sus organizaciones afines, en contra de supervisores y directores escolares de Chiapas, quienes notificaban a los maestros que tienen más de tres faltas.

Por instrucciones del secretario de Educación Pública, Aurelio Nuño, la Unidad de Asuntos Jurídicos y el Órgano Interno de Control de la SEP coadyuvarán con la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) de Chiapas a fin de que se finquen las responsabilidades penales conducentes, para que los autores de dichas agresiones sean llevados ante los tribunales competentes.

Igualmente, de conformidad con lo que dispone la Ley General del Servicio Profesional Docente, la Ley Federal de Responsabilidades Administrativas de los Servidores Públicos y el Reglamento de las Condiciones Generales de Trabajo, se iniciarán las acciones en contra de los agresores a fin de que sean dados inmediatamente de baja del servicio público educativo.

La nota aquí.