BRASILIA, Brasil, 17 de abril de 2016.- En una maratónica votación, la oposición brasileña en la Cámara Baja consiguió este domingo que se aprobara el proceso de juicio político contra la presidenta Dilma Rousseff.

Luego de tres días de discusión entre los 25 partidos y de intensas negociaciones en Brasilia, los opositores recordaron al término de la sesión que Rousseff sigue siendo presidenta en tanto que para completar el proceso de destitución, deberá ser aprobado en el Senado, en mayo próximo.

De acuerdo con medios internacionales, la oposición avanzó con fuerza hacia los 342 sufragios parlamentarios necesarios para aprobar la impugnación o impeachment y obtuvo, hasta el conteo parcial, 362 votos a favor del proceso y 134 en contra.

La nota aquí.