CHILPANCINGO, Gro., 8 de julio de 2015.- La Auditoría Superior de la Federación (ASF) advirtió desde 2013 que Petróleos Mexicanos compró sistemas de espionaje masivo que no correspondían a sus atribuciones en cuanto a seguridad nacional.

De acuerdo con 24 Horas, la ASF fincó a la empresa productiva del Estado un daño patrimonial por 108 millones de pesos por la adquisición “innecesaria” de un software de recolección de datos.

En la revisión a la Cuenta Pública 2013, la ASF auditó el contrato 4200128462 que Pemex firmó con la empresa Dynamic Trading Exchange Technologies Corporativo México por 14 licencias del sistema EyeNet, cuya función es la vigilancia y obtención de información de usurarios-objetivo en redes sociales y correos electrónicos.

La auditoría concluyó que Petróleos Mexicanos adquirió un sistema electrónico que excede sus requerimientos de seguridad y compromete a los servidores públicos que lo operan porque sus atribuciones serían las de investigar información confidencial y privada propias de las agencias de inteligencia del Estado.

Sigue la nota aquí