CHILPANCINGO, Gro., 19 de enero de 2017.- El delegado en Guerrero de la Secretaría de Desarrollo Agrario Territorial y Urbano (Sedatu), José Manuel Armenta Tello señaló que por instrucción federal, la Delegación tendrá un recorte de personal de al menos el 40 por ciento.

Armenta Tello explicó que la disminución de trabajadores corresponde al recorte presupuestal que tendrá la Delegación para gastos operativos el cual se ha terminado, lo que obliga a la Sedatu a recortar personal y “que de 34 personas, sólo se queden 9” a laborar.

En declaraciones a reporteros el delegado abordó el tema del exhorto que hicieron 10 alcaldes de Guerrero, para que la Sedatu transfiera los recursos del programa Hábitat 2016 que no les han sido ministrados.

Armenta Tello explicó que las obras de infraestructura básica tienen una avance de más del 50 por ciento, con aportación mayor de los ayuntamientos, y reconoció que de 105 millones para este proyecto, sólo han sido ministrados 15 millones y esperan el depósito del resto de los recursos, que serán entregados de acuerdo con el plan de programación de las obras.

En cuanto al tema de las obras pendientes del Fonden derivado de las afectaciones de los fenómenos meteorológicos Ingrid y Manuel, José Manuel Armenta explicó que ante el alza de precios, el recurso programado en 2013 para la edificación de una vivienda era de 120 mil pesos, pero hoy se necesitan más de 145 mil, por lo que dijo “la Delegación realiza gestiones” y ha pedido que la Secretaría de Hacienda “tenga consideración para Guerrero”.