Las imágenes fueron tomadas en Zihuatanejo y en ellas se ve a una mujer gritando, amenazando y lanzando insultos a un policía que iba a retirar la placa de su camioneta porque estaba estacionada en un lugar prohibido.

La mujer alega que había carros estacionados antes y que a esos vehículos no les aplicaron ninguna sanción.