CHILPANCINGO, Gro., 1 de diciembre de 2021.- Al asumir la presidencia del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) y del Consejo de la Judicatura del estado de Guerrero, el magistrado Raymundo Casarrubias Vázquez demandó a la gobernadora Evelyn Salgado Pineda y a diputados del Congreso local mayor presupuesto para el TSJ, para consolidar el sistema de justicia penal acusatorio y garantizar los derechos laborales de los trabajadores.

Casarrubias Vázquez rindió protesta en un acto solemne una hora y media después de lo programado, debido a que esperaron la llegada de la mandataria estatal, quien arribó al auditorio del Tribunal a las 12:30 horas.

Con 23 magistrados presentes, el acto solemne comenzó con halagos a la gobernadora, incluso el nuevo presidente del Tribunal la presentó dos veces para agradecerle su presencia.

Casarrubias Vázquez dio lectura a 18 hojas de su discurso, en el que mencionó que en el TSJ se debe implementar la capacitación de juezas, jueces y personal auxiliar, e indicó que durante su administración, de 2021 a 2024, habrá remoción de personal para dar paso a profesionales y gente especializada en la impartición de justicia.

En más de cuatro ocasiones le pidió a la gobernadora Evelyn Salgado y diputados locales un incremento en el presupuesto para consolidar el sistema de justicia penal acusatorio, que contempla infraestructura física y tecnológica.

Agregó que el presupuesto se requiere para la creación de la segunda sala familiar en el Distrito Judicial de Tabares con sede en Acapulco.

En su intervención, Salgado Pineda se comprometió a apoyar al órgano judicial indicando que este debe trabajar con amor al pueblo y dijo que el aumento al presupuesto del TSJ será con los ahorros obtenidos con las medidas de austeridad.