ACAPULCO, Gro., 27 de octubre de 2020.- La doctora Adriana Galicia Sosa, jefa del departamento de Ingeniería Química y Bioquímica del Instituto Tecnológico de Acapulco (ITA), dijo que en el plantel se busca generar ingresos a través de la agroindustria, debido a que el estado es potencial en materia prima como el mango, coco, limón, tamarindo y café.

En entrevista luego de la presentación de los talleres recién instalados de Bioquímica y Electromecánica en donde explicó algunas actividades  que los estudiantes podrán practicar una vez que regresen las clases presenciales, la doctora detalló que los productores al comercializar a bajo costo las frutas y verduras, buscan que con esto la economía mejore para este sector dando como resultado un doble impacto: académico y económico.

En el taller de Bioquímica, Galicia Sosa mostró la planta multifuncional que sirve para procesar alimentos. Puso como ejemplo el mango, del cual se mostró su extracción de pulpa para después ser sometida a varios estudios que se elaboran en esta ingeniería.

“La idea es vincularnos con los productores y poder apoyarlos en capacitación para la transformación de la materia prima; el producto ellos lo venden barato y de hecho el de mejor calidad lo exportan como fruto, entonces el que no tiene esa calidad para exportación, en lugar de venderlo barato lo pueden procesar pero no como una receta casera, sino siguiendo todas las normas que pide la Secretaría de Economía”, expresó.

Por su parte, Lorena Landa Habana, subdirectora académica del ITA, dijo que el segundo beneficio es que trabajar coordinadamente con los productores, mejorará la calidad educativa de los jóvenes, ya que consideró que con el equipo que actualmente se tiene, el plantel está a la vanguardia.

“En esta inquietud que ha tenido el director Salvador Herrera Soriano de equipar y adquirir este tipo de plantas donde los procesos son completos, beneficia a los estudiantes”, finalizó.