CIUDAD DE MÉXICO, 20 de octubre de 2016.- En breve sesión de aproximadamente 50 minutos, los integrantes de la Comisión de Hacienda y Crédito Público de la Cámara de Diputados, encabezados por su presidenta, Gina Andrea Cruz Blackledge, aprobaron, por 31 votos a favor y cuatro en contra, dos dictámenes de reforma a la Ley de Ingresos y Miscelánea Fiscal, con dos adendas que plantean modificaciones y ajustes a la propuesta inicial del Ejecutivo Federal.

Con  las modificaciones a los dictámenes de las iniciativas de la Ley de Ingresos de la Federación y de la Miscelánea Fiscal, el gobierno federal eleva sus ingresos para 2017 a un total de cuatro billones 888 mil 892.5 millones de pesos, lo que significa un incremento de 51 mil 380.2 millones de pesos adicionales a la iniciativa original del Ejecutivo federal que consideraba un monto de cuatro billones 837 mil 512.3 millones de pesos.

Lo anterior como resultado de un incremento en la estimación del tipo de cambio, que se ajustó a la alza de 18.20 a 18.62 pesos por dólar, es decir, 42 centavos más, y por un incremento en la plataforma de producción petrolera, que paso de un millón 928 mil barriles diarios a un millón 947 mil barriles diarios, es decir, 19 mil barriles más de crudo.

Al presentar los predictámenes, la presidenta de la Comisión anunció la propuesta de dos adendums u adiciones, para cada una de las iniciativas de Ley Ingresos y la Miscelánea Fiscal para 2017, ésta última incluye las leyes del Impuesto sobre la Renta (ISR), Impuesto al Valor Agregado (IVA) y Código Fiscal.

De acuerdo con el adendum, que se incorporó al dictamen de Ley de Ingresos del total de ingresos presupuestarios para 2017, por cuatro billones 388 mil 892.5 millones de pesos; tres billones 263 mil 756.2 millones de pesos corresponden a los ingresos del gobierno federal, mientras que un billón 097 mil 157.6 millones de pesos son de los ingresos de organismos y empresas, y 527 mil 978.7 millones de pesos, a los ingresos derivados de financiamientos.

Ello significa que estos ajustes aumentan la recaudación federal participable de dos billones 647 mil 806.3 millones de pesos a dos billones 665 mil 463.6 de, es decir, 17 mil 657.3 millones de pesos más.

La nota aquí.