CHILPANCINGO, Gro., 7 junio de 2017.- El presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) en Chilpancingo, Adrián Alarcón Ríos se unió a la petición de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco), de que el gobierno federal tome la seguridad en esta ciudad capital.

Lo anterior, derivado de las 14 balaceras y hechos violentos suscitados la noche de este martes en Chilpancingo, algo que Alarcón Ríos las calificó como “alarmante”, ante lo cual también propuso la creación de un organismo de investigación e inteligencia para actuar contra grupos delictivos.

El dirigente de la Coparmex afirmó que tras estas balaceras, muchos comercios en esta ciudad han determinado cerrar sus negocios a más tardar a las 8 de la noche, considerando que por esta situación se pondrá en riesgo sus ingresos económicos.