CIUDAD DE MÉXICO, 10 de agosto de 2018.- La corrupción, el fraude electoral y el robo de hidrocarburos serán considerados delitos graves en el próximo gobierno, adelantó el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador.

Durante un mensaje a medios en su casa de transición en la colonia Roma tras reunirse la mañana de este viernes con ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), López Obrador mencionó que trabajan en la elaboración de dos paquetes de iniciativas de reformas que permitirán llevar las actividades del gobierno entrante.

Comentó que dichas iniciativas serán desarrolladas por Julio Scherer Ibarra, responsable de la Consejería jurídica de la Presidencia.

Apuntó que el primer grupo de iniciativas tiene que ver con la austeridad republicana, donde se especificará que se declare como delito grave el robo de hidrocarburos, la corrupción y el fraude electoral, el cual no tendrá derecho a fianza debido a que se debe ejercer la democracia y legalidad de los comicios electorales.

Además expresó que se reformará el artículo 108 constitucional para que el presidente en función sea juzgado por corrupción, a la para que se va a abolir el fuero constitucional para servidores públicos sean juzgados por delitos de corrupción.

El segundo paquete tiene que ver con el estado de bienestar, el cual  orientará el presupuesto para garantizar el bienestar de los mexicanos empezando por tener  la educación gratuita en todos los niveles escolares, cancelando Reforma educativa, además se va a considerar el aumento a la pensión de los adultos mayores y a discapacitados de escasos recursos.

Finalizó que estas propuestas serán presentadas al Congreso desde el primero de diciembre que tome posesión y sea él quien envíe las reformas de combate a la corrupción y bienestar para el pueblo mexicano.

La nota en Quadratín México.