CHILPANCINGO, Gro., 21 de noviembre de 2013.- Damnificados de varias colonias de la zona norte de Chilpancingo, se concentraron en la Plaza Central para exigir la liberación de apoyos y la reubicación inmediata de varias familias que perdieron sus viviendas por las lluvias de la tormenta tropical Manuel.

El presidente de la coordinadora de Colonias y Comunidades Afectadas, Gumaro Guerrero Gómez, indicó que existen al menos 500 familias se vieron afectadas por el desbordamiento del río Huacapa.
Detalló que en la mayoría de los casos, se trata de pérdidas menores, como muebles y enseres domésticos, aunque hubo también varias familias que tuvieron pérdida total de sus viviendas.
Puntualizó que los afectados son habitantes de las colonias Jacarandas, María Dolores, Galeana, San Rafael Norte, Amate, Industrial 1 y 2, Haciendita y Vista Hermosa.

Los damnificados exigieron a los tres niveles de gobierno un análisis sobre el estado real de la presa de Cerrito Rico y del encauzamiento del río Huacapa, que se desbordaron durante las lluvias de los días 14, 15 y 16 de septiembre pasados. Cabe señalar que la presa tiene una antigüedad de 70 años, hace 20 que sobrepasó su vida útil.

También urgieron la reubicación de varias familias que se quedaron sin hogar o que sus vivienda están sobre zonas de alto riesgo.