ATOYAC, Gro., 8 de noviembre de 2016.- Comerciantes del mercado de Atoyac manifestaron su molestia por los desechos que pepenadores de basura dejan apilados en la entrada de la central de abasto, ya que estos despiden olores pestilentes y dan mala imagen.

El locatario Pánfilo Martínez señaló que estas personas no son vigiladas por ninguna autoridad por lo que dejan la basura que recolectan en cualquier lado.

Ante esta situación, consideró que los pepenadores que incurran en este acto deben ser sancionados o al menos supervisados, ya que además de ahuyentar a los clientes, representa un problema de salud.

“Estamos pidiendo a las autoridades locales, al área que le corresponde erradicar este problema que tome cartas en el asunto y que pongan vigilancia policiaca para evitar este problema de la basura”, apuntó.