CHILPANCINGO, Gro., 9 de septiembre de 2020.- Integrantes de la mesa ejidal de Carrizalillo, municipio de Eduardo Neri,  denunciaron que fueron intimidados por efectivos de la Guardia Nacional y del Ejército, en los campamentos instalados en los accesos de la mina Los Filos, propiedad de la empresa canadiense Equinox Gold.

Una fuente de la mesa ejidal de Carrizalillo informó que durante la tarde-noche del martes, un convoy militar llegó hasta el  campamento y los soldados tomaron fotografías a las personas que participan en el plantón en la mina.

Horas más tarde, dijo, durante la madrugada de este miércoles, un convoy de soldados ingresó al poblado de Mezcala e intentaba subir a Carrizalillo pero se pudo detener, porque se hicieron llamadas y el convoy se regresó. 

La mesa ejidal de Carrizalillo consideró que la presencia de la Guardia Nacional y del Ejército Mexicano es un acto intimidatorio para los pobladores.

Acusó que el  gobierno en lugar de dejarlos tener un proceso pacífico para destrabar el conflicto entre los ejidatarios y Equinox Gold, “más bien parece que quiere espantar a la población, y no sabemos que en cualquier momento pudiera haber una acción de violencia o agresión para la gente que está en el campamento”.

“Si el gobierno federal y estatal quieren intervenir, con quien tendrían que hablar sería con la empresa (Equinox Gold), porque ellos fueron los que rompieron el diálogo”, abundó.