CIUDAD DE MÉXICO, 26 de octubre de 2020. — “Porque la gente es buena, son muy pocos los malos de malolandia”, señaló el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, al rechazar un refuerzo de su seguridad.

Al abordar el tema del evento del domingo en Nuevo Laredo, Tamaulipas, en donde tuvo que acortar su discurso a menos de cuatro minutos por los gritos y porque por algunos momentos se perdió el cerco que lo protegía, el Jefe del Ejecutivo dijo que tiene probado que no se necesita una ayudantía adicional.

“No hace falta protección especial, yo le agradezco mucho a la gente que me cuida y el que lucha por la justicia no tiene nada que temer”, enfatizó la mañana de este lunes, en la conferencia desde el Salón Tesorería del Palacio Nacional.

López Obrador aseveró que las consignas que gritaron algunos grupos, no eran del denominado Frente Nacional Anti Amlo (Frenaaa), sólo “unos cuantos”, y el resto respaldaba al gobernador tamaulipeco, Francisco García Cabeza de Vaca.

Afirmó que en cuanto llegó al evento se percató del acarreo de los manifestantes en autobuses, por lo que decidió acortar su participación debido a la pandemia del coronavirus Covid 19.

Aquí la nota.